Podrían ser pareja

Ya alguien ha ocupado ese lugar que tenía que ser tuyo en su vida...

Hace tiempo que decidí pasar de novios, vivir la vida e ir de rollo en rollo. Hasta que apareció él y las mil dudas.

Dicen que las mujeres somos muy complicadas, y cada vez lo creo más. Llega el que tanto tiempo estábamos esperando para que nos hiciese feliz, nos cuide nos ame … En conclusión, un príncipe azul. ¿Pero qué ocurre? Que no es del tono de azul que nos gusta y… ¡Más! Toma dudas y jode todo lo bonito que pueda haber pasado hasta el punto de que llegues a un «Ni contigo ni sin ti».

Había entre nosotros la típica relación perfecta de amigos que dicen «Podrían ser pareja» hasta que uno de los dos (en este caso él) lo escucha demasiado y se lo cree. Comienza el momento donde se jode todo. Empieza a verte de otra manera, con otros ojos, a tratarte más cariñosamente y te confunde, te ralla… Pero tú no lo habías pensado, casi ni había pasado por tu cabeza ese planteamiento y te lo imaginas, pero comienza la batallita entre ese pequeño ángel y ese pequeño demonio que aparecen en tus hombros. Y discuten. Los escuchas. Piensas. Dudas. Ambos tienen razón. Una gran balanza que no se sabe hacia dónde se inclina un poquito más. Ese poquito que te haga decidir…

Luego pasa que te desbordas y te precipitas, bien por presión, o por esa maraña de líneas que tienes en la mente por pensamientos y que hace que le des la razón al pequeño diablillo que se contonea victorioso. Te giras volviéndote hacia el ángel, después de todo sigues dudando..

Ya no hay marcha atrás, ya alguien ha ocupado ese lugar que tenía que ser tuyo en su vida.

Te preguntas porqué tan rápido y porque ahora la balanza que fue a no se tambalea sin estar ni en sí, ni en no, ni en la mitad dándote tregua para pensar.. Pero has perdido esta batalla. Todo queda destruido el pequeño corazón que no se decide, la mente que no se aclara…

Lo has perdido y sabes que nada será lo mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.