A la tercera va la vencida

Ahora estamos juntos y felices.

Yo tenía a mi novio, llevábamos cinco meses saliendo pero las cosas no eran como antes, ya no sentíamos lo mismo. Yo pensaba que le amaba pero en realidad solo sentía algo bonito por él, sí es cierto que al principio le amé y mucho, de hecho él fue mi primer chico (para decirlo así).

Un día cuando nosotros habíamos discutido yo le hablé a un chico que tenía en el Tuenti desde hace mucho tiempo, ese día empezamos a hablar y resultó ser el primo de uno de mis mejores amigos. Estuvimos hablando mucho tiempo y nos hablábamos cariñosamente y un día mi novio entró en mi cuenta y vio todos los mensajes. Ese día me dijo que si yo le quería de verdad o ya no sentía nada por él, le respondí que estaba confundida y no sabía qué hacer, lo cierto es que yo ya no le quería como novio pero me era difícil dejarlo.

Duré así con él y con el otro chico como un mes, en verdad fui un poco falsa con mi novio pero no sabía qué hacer.

Pasaron los días y me di cuenta de que yo quería al otro chico. Cuando nos vimos la primera vez él sabía que yo tenía novio pero también se había dado cuenta que yo sentía algo por él, entonces me dio un beso y yo le correspondí. Al día siguiente lo primero que hice cuando vi a mi novio fue contarle la verdad y decirle que lo nuestro se había acabado, que ya no podía seguir con él porque no le quería.

A la semana siguiente había un botellón y me invitaron a mí y a él y hablamos y me dijo que fuéramos.

La gente había quedado a las cinco pero yo quedé con el hermano de mi ex novio a las cuatro porque quería hablar conmigo.

Su hermano era un buen amigo mío, entonces me vino a recoger a casa y salimos. Por el camino me estaba contando que mi ex novio estaba muy mal y me quería, me dijo que hasta había llorado por mí. Cuando estábamos sentados en un banco apareció mi ex, estuvimos hablando y le volví a decir que no podía volver con él. Me intentó besar y me alejé de él, en ese momento vi al otro chico que estaba subiendo, él me vio y se paró, me dio dos besos y me dijo que luego hablaríamos.

A mi ex le sentó muy mal eso y luego subimos arriba con toda la gente y él se fue a un lado y yo me fui con ese chico.

Yo estaba con unos amigos y con él, hablando, bebiendo y riéndonos, mi ex me miraba todo el rato, me sentía incómoda pero intenté pasar y pasármelo bien.

Después de unas horas yo me tenía que ir porque ya era tarde, él me dijo que me acompañaba y andando me paró y me besó, los dos estábamos »mareados» y me encantó besarle y me encantaba él.

Cuando llegué a casa mi ex me habló y me dijo que si había pasado algo entre yo y él, por supuesto le dije que no, no se lo creyó. Me llamó al móvil, ese día fue la peor conversación que tuve, él empezó a llorar, me hizo sentir como si fuera la chica más mala y despreciable del mundo.

A los dos días yo me vi con el otro chico y él me pidió salir, en el momento me quedé bloqueada y no sabía qué decir pero le dije que sí, que me encantaba y que empezamos a salir.

Ese día estaba muy feliz, entonces yo puse unos estados poniendo nuestra fecha, mi ex me preguntó si estaba saliendo con el otro chico le dije que no, que era una simple fecha.

A los días me seguía preguntando si estaba con el otro o si quería volver con él y el final le dije la verdad, que estaba saliendo con el otro chico, que le quería al otro y que no podía volver con él porque si no le haría más daño a él y me haría daño a mí.

Es verdad que en esto parece que soy la mala pero el amor es así y si llego con otro chico pues nada.

Mi relación con este chico fue de casi tres meses y lo dejamos porque vivimos lejos, pero seguimos siendo amigos.

Pasaron los meses y nosotros hablábamos poco, en las vacaciones de Semana Santa empezamos a hablar todos los días, un montón. Nos vimos, nos besamos y resultó que nos seguíamos queriendo. Él me pidió salir de nuevo y yo le dije que sí.

Nuestra relación volvió a durar también como tres meses. Lo dejamos por algunas peleas, discusiones… Yo me quedé muy mal cuando lo dejamos porque me había enamorado de él y lo quería de verdad, solo podía pensar en él. Intenté que volviéramos pero por desgracia no fue así. A veces hablábamos pero no tanto. Llegó el verano y nosotros no habíamos salido con nadie, solo personas pasajeras.

En julio él se fue a su país y estuvimos un mes sin hablarnos, cuando volvió yo me fui a mi país y estuvimos otro mes sin hablar, cuando volví tenía novia, me quedé fatal y destrozada, no quería hacer nada ni saber de nadie.

Me pasaba el día bebiendo y fumando. Cuando empezaron las clases yo pasaba de todo, no iba a clases ni nada. Cambié mucho por eso y mis amigas ya no sabían qué hacer para que volviera a ser la misma.

Lo bueno es que lo dejaron y no duraron mucho. Cuando él me dijo que lo habían dejado yo estaba muy contenta. Y desde ahí estuvimos hablando todos los días.

Un domingo cuando me desperté me encontré con un mensaje y había dos canciones de amor preciosas.

Le pregunté que qué significaba eso y a qué venía, él me dijo que me seguía queriendo, que nunca me había dejado de querer a pesar de todo, le respondí que yo siento lo mismo por él, que no podía estar sin él pero que me aguantaba las ganas porque pensaba que no me quería, yo le intentaba olvidar pero no podía.

Estuvimos dos días hablando de esto y decidimos volver por tercera vez, a los dos nos daba miedo pero es mejor arrepentirse de algo que hemos hecho a arrepentirnos de no haberlo hecho cuando tuvimos la oportunidad.

¡Ahora estamos juntos y muy felices! Nos queremos mucho y nos vemos el máximo tiempo que podemos, no es mucho porque vivimos lejos y porque yo estudio por la mañana y él por la tarde.

Ahora espero que todo vaya bien entre nosotros , dicen que a la tercera va la vencida :)) .

Y bueno puedo decir que con el otro chico, mi ex, ahora me llevo bien y hablamos, nos vemos con otros amigos y todo está bien.

5 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.