Mi amor para siempre… él

Le echo de menos.

Todo comenzó una tarde de invierno donde lo conocí por primera vez, yo ya había terminado una relación y estaba en proceso de olvidar a esa persona. Recuerdo que esa tarde saliendo de la universidad me sentía fatal y llamé a una de mis mejores amigas con la cual hablaba horas y más horas sin parar pero jamás pensé que ese día sería diferente, pues conocí a Daniel, el mejor amigo de mi amiga, fue como algo a primera vista pero a la vez prohibido ya que él estaba saliendo con alguien más; en ese momento pensé que solo era gusto pero luego cada vez que llamaba a mi amiga para charlar un rato siempre iba y realmente era genial, era el chico perfecto, muy gracioso y caballero.

Una tarde nos vimos como de costumbre y comenzamos a tomar una botella de vino no sé cómo pasó pero nos dimos nuestro primer beso y fue mágico, puedo decir que quedé embobada y ese día me juró que jamás haría algo que me lastimara y le creí, mi amiga al enterarse se emocionó y nos aconsejó como de costumbre, después de una semana él era raro y no me llamaba, era como si yo no le importara para nada y tengo que admitir que yo tengo un carácter muy fuerte y comencé a decirle muchas cosas porque estaba sintiendo más cosas por él pero lo único que hizo fue terminarme por celular pero lo peor no fue eso sino que regresó con ex el mismo día, realmente estaba destruida porque lo quería demásiado.

Pasaron unos meses y decidí buscarlo, pensé que me botaría o me trataría como basura pero fue todo lo contrario, me dijo que me había extrañado mucho y me pidió perdón no sé como cuantas veces y yo estaba tan emocionada porque en serio lo quería mucho y después de que él me jurara de que cambiaría y jamás me volvería a hacer lo mismo pues decidí perdonarlo y regresar con él.

Pasaron cuatro semanas y me trataba como loca y me hacía sentir que no valía nada, yo lo único que hacía era refugiarme en mi mejor amiga y llorar sin parar obviamente. Me terminó por segunda vez, me trató tan mal que yo juré que esa sería la última vez que permitiría que alguien me humillara de tal forma sin pensar que todo empeoraría para mí.

Pasaron otros par de meses y ya no fui yo quien lo busqué sino fue él, me buscó llorando y me dijo que lo perdonara, que le diera una última oportunidad y yo aun lo amaba pues sin pensarlo volví con él, debo recalcar que esta vez había cambiado estaba mucho más atento, por primera vez sentí que le importaba y fue ahí donde conocí a sus padres felizmente, eran señores hermosos y había congeniado muy bien con la mamá de él, siempre salíamos juntas y en realidad la señora era muy divertida.

Pasaron varios meses que todo era color rosa todo era realmente perfecto y yo lo amaba más que nunca y sentía que el amor  era recíproco pero lamentablemente un jueves de noviembre de 2013 recibo una llamada de mi querida suegra pues estaba muy alterada y quería hablar conmigo ese mismo ida, recuerdo que nos vimos en un café de Miraflores y descubrí la peor de las traiciones, mi mejor amiga y él tenían una relación en secreto no sé desde cuando pero era obvio que me habían visto la cara por mucho tiempo.

Decido encararlos pero jamás los encontré juntos y él enojado termina conmigo por enésima vez hasta que lo seguí porque sentía la necesidad de saber la verdad y al fin los pude ver, fue  dolor más grande que pude sentir, eran dos personas a las cuales yo quería muchísimo sin embargo cuando me vieron no les importó y se burlaron de mí ambos, me sentí tan estúpida pero aun seguía enamorada pero él jamás volvió a aparecer hasta día 13 de abril de 2014 donde por enésima vez me pide perdón y quería retomar la supuesta relación que teníamos. Lamentablemente pues yo lo sigo amando y daría todo por besarle una vez más pero tenía que salvar la poca dignidad que me quedaba y eso hice, lo extraño tanto pero él jamás lo sabrá porque me prometí a mí misma que no dejaría que me hagan daño de nuevo y eso es lo que trato de hacer aunque realmente debo admitir que él es y será el amor de mi vida por el cual mi corazón se acelera y al verlo no dejo de reír…

2 Comentarios

  • Cuando existe amor…y digo la palabra AMOR, es comunicación, compartir, empatía,………en este caso descrito no hay amor, él un egoísta de primera que su comportamiento se basa a historias vividas del pasado y no digo sólo de antiguas relaciones, también de la infancia y esto seguirá repitiéndolo dañará a muchas mujeres por que tiene en su subconciente que toda relación será así….Tú una mujer inteligente dejarás de anhelar la relación con el, pues esto no fue amor sólo una prueba más que en el futuro te hará ser mejor con tus relaciones personales y las de amor…sigue siendo una mujer cápaz en todo y no permitas que nadie te falte,disminuya…..suerte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.