Los errores se pagan caro

Tengo miedo que cometa el mismo error que mi ex.

Hace casi cinco años tuve una relación de tres años y medio con una chica… Nos conocimos por donde vivimos y todo ocurrió así…

Ella tenía su enamorado que no era tan amigo mío, tuvo una relación de año y medio; era una amiga en eso entonces… yo bromeaba con ella diciéndola que no me gustaba y que jamás estaría de enamorado de ella… fueron pasando los días y a poco tiempo… Él la engañó, se decepcionó de él estaba sola un tiempo yo le hablaba, la veía llorar, sufrir por él.

No pasó mucho tiempo y entre broma y broma le dije que le quería decir algo pero no sabía cómo decírselo. Y ella me dijo vamos dime lo que me quieres decir y con tanta insistencia de ella pues le dije… que quería estar con ella…

Reacciono rápido ella y me dijo… de veras quieres estar conmigo? y le dije que sí era verdad… pero yo solo le estaba diciendo en broma porque la verdad era que no sentía nada por ella, solo la veía como una amiga…

Me dijo que la respuesta me la daría al día siguiente… llegó el día, me llamó y me dijo que sí quería estar conmigo…

Yo le dije ya ok… y me fui así nomás sin hacer nada… sin decir nada… bueno pasaron los días la iba conociendo más y más… Y pasaban los días sentía que me enamoraba de ella y en tantas noches largas juntos de conversación me enamoré…

Ella viajó a Lima, no aceptaba que ella se fuese de mi lado… yo quedaba solo y cuando se despidió ella dijo que volvería. Yo no estaba dispuesto a esperarla… fue muy duro, lloré como jamás lo hice por nadie…

No pasó mucho tiempo y fui a buscarla a Lima, fue duro, no conocía a nadie, pero no me importaba, solo quería estar a su lado. Estuve con ella, busqué un trabajo, la veía… al poco tiempo ya en Lima me enteré de que ella veía a su ex, fue duro para mí. Lloré porque estaba enamorado como jamás de nadie. Pasaron los días, yo siempre le era fiel.

Un día encontré unas fotos de su ex que ella tenía guardadas, le reclamé y le dije que las quemara, me dijo que ya al día siguiente, volví a encontrarlas, le reclamé de nuevo y finalmente las quemó…  Pasó tiempo, tras un año de mi relación con ella tuvimos intimidad y todo cambió, yo me enamoré más de ella y creo que ella de mí… Era de las chicas que no le gustaba expresar tanto sus sentimientos…

Después de dos años y medio peleamos y terminamos unas cinco veces o más pero yo siempre tenía presente lo que ella hizo antes y no me dejaba ser feliz… Seguimos y a los tres años y medio mi inmadurez me llevó a separarme de ella sin decirle nada…

Me alejé casi seis meses de ella, pensé que alejándome de ella la olvidaría pero no soporté mucho tiempo lejos de ella, estúpido, yo me lamenté, regresé, la busqué y le pedí perdón entre lágrimas, y le dije que regresara conmigo, que la amo y que no puedo estar lejos de ella.

Ella me contó que hubo un chico que le enviaba mensajes al teléfono, que le escribía como yo, pensaba que era yo… y que lo conoció y entre lágrimas me contó que pensaba que yo ya no regresaría y lo aceptó… y llorando me dijo que me quería, que seguía sintiendo lo mismo por mí, que nunca me olvidó pero estaba ya con alguien… igual me aceptó y me dijo que ella iba a terminar con él y pasaron los días y me contó que le quiso terminar y él le lloró diciéndole  que no le deje… me contó todo eso y me dijo que le daba pena  y que no podía terminar con él,  que le perdone… Fue duro porque la amaba y al saber que la iba a perder para siempre sentía que la amaba aún más. Lloré y le dije que la amaba más que antes… lloramos juntos, sabía que me amaba pero no sé por qué hacía lo que hacía…

Me alejé unos días pero seguíamos en comunicación por el celular… pero cada día que pasaba sentía que moría al saber que estaba con otro besándolo sin querer, abrazándolo sin querer… me contaba que por donde iba con él me recordaba y lloraba y él le preguntaba por qué lloraba y le decía por nada…

Un día fui hasta su casa a hablar con su madre… fue mala idea… su madre se encargó de correrme y de decirme que jamás me acerque a ella… bueno fue así ella tonta hizo caso a su madre… sin importar lo que ella de verdad sentía…

Pasaron los días la vi por última vez y en ese día tuvimos intimidad… yo fui de viaje, ella se enteró… y se enojó conmigo, me llamó y me dijo que no quería saber nada de mí que no la llame, que no la busque, que ya no quería saber nada de mí… la llamé, la busqué y jamás di con ella…

Hasta hace poco para mi cumpleaños recibí un mensaje que decía “feliz cumpleaños espero lo pases bonito ojala no te moleste mi mensaje cuídate”. La conocí tanto que sabía cuándo escribía y le devolví un mensaje diciendo “gracias ***** sé que eres tú, no me molesta tu mensaje. gracias”.

Desde allí seguimos comunicándonos y solo era por celular. Hasta que me dijo hace poco que me quería ver para que me diga algo yo feliz de la vida acepté… quedamos… fui y me dio la ingrata sorpresa para mí. Que estaba embarazada, que la perdone, que no supo lo que hizo porque aún me sigue amando y lloró mientras me pedía que le perdone… Sentí que moría lentamente mientras la veía en su estado… lloré en la calle sin importarme nada y ella también lo hizo… y me dijo que tiene cinco meses y yo con ella tuve intimidad hace seis, y me dijo hace poco que el doctor le ha dicho que tal vez pueda que tenga seis meses de embarazo… bueno pueda que yo sea el padre de ese bebé… la amo, no lo niego, siento que la amo igual o tal vez más que antes… pero no quiero verla porque sé que se entregó a otro hombre y me duele mucho saberlo… Ella cada vez que me llama o nos vemos llora y me pide perdón por lo que hizo…

Pero ahora yo he conocido a una chica que me inquieta mucho, la conozco hace más de 10 años, es una amiga que me trata súper bien hasta tal vez mejor que ella… pero no la amo como a ella…

Ahora no sé qué hacer porque aún amo a mi ex… pero la chica que conozco hace más de 10 años es súper chévere… pero tengo miedo que cometa el mismo error que mi ex…

Les cuento mi historia para que no comentan el mismo error que yo cometí. Es verdad que uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde, y jamás cambien lo nuevo por lo viejo. No conviertas tu relación en una rutina para que no te aburra lo que haces, varía, inventa cosas nuevas… Deja de lado lo que dirá la gente y tu maldito orgullo. Ten mucho cuidado con lo que deseas ahora, que se te puede cumplir hoy… Piensa antes de actuar lo que vas a hacer, no actúes como un animal que para eso Dios te dio cerebro humano.

Por último, ama a esa persona como si fuera el último día… que no te importe lo que los demás digan.

6 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.