Estoy decidida a hacerle daño

Quiero que tome de su propia medicina.

Todo comenzó a finales de marzo 2013.
Yo aún soy pequeña, en este entonces, iba a cumplir el 12 de abril 15 años y como soy latina, se celebran los quince.
Estaba desesperada, necesitaba un acompañante. El último que me faltaba.
Hablé con una de mis chicas, y una me habló de X (llamemoslo así). Resulta que era ex de ella, y de una de mis mejores amigas. No di importancia, simplemente lo acepté porque lo necesitaba.
Era muy callado y tímido. Nos veíamos mucho por el tema de ensayar el vals.
Pasó el cumpleaños, y yo empecé a salir con un chico. Solo duramos tres meses.. de abril a junio.
Yo empecé a hablar con X en mayo. Yo le contaba mis problemas, mis tristezas, mis pensamientos.. y él los suyos.. Pero las cosas no quedaron ahí.
Antes de dejarlo con el chico teníamos conversaciones muy… subidas de tono, ya sabéis…
Empezamos a mandarnos fotos, a hablar de cosas… fuertes.
Solo hablábamos de que en el momento que quedáramos solos sería para tener relaciones (por cierto, él tenía en ese entonces 18)
Cuando corté con el chico, ya era casi julio. X me ayudó a decidirlo, pero no por mal. Porque él me ponía los cuernos y, en cierto modo, yo también.
Empecé a quedar con otros chicos, pero no dejaba de hablar con X. Incluso una vez llegué a darme besos delante de él con otros hombres. Estaba desatada realmente, porque sentía rabia de la traición de mi reciente ex.
En el momento que ya me cansé de los demás, le dije de quedar.
Al principio solo era sexo, pero después de dos semanas empezamos a hablar de salir, que iba a pedir de salir a mis padres (el permiso) y así fue.
El día que me lo pidió, me regaló rosas, un peluche, y un anillo con su nombre, y el de él con el mío.
Todo fue hermoso, hasta que llegó diciembre 2013.
Nos pedimos las contraseñas y eso ayudó a empezar la mala racha. Nos enterábamos de cosas y la gente se metía en la relación.
Empezó a salir muchísimo de fiesta, no hablaba más de la noche y yo empecé a desconfiar.¿Por qué? porque hasta ese momento me había ocultado tres veces que había quedado con la novia de su mejor amigo recientemente ido para Estados Unidos.
¿Por qué me lo oculto? Hasta el sol de hoy no lo sé. Pero yo siempre pensé que tuvieron algo. Lo peor es que ella estudia en mi colegio.
Pero aun no acaba ahí.
Seguía en su rumba. Mis desconfianzas aumentaban. Él me echaba la culpa de todo.
Cambió. Simplemente cambió.
Un domingo estábamos viendo televisión en mi salón, y le monté el pollo del siglo… como cobarde se fue, y a los cinco minutos me escribió un whatsapp: »te dejo».
Estuvie un mes, UN MES, sin él.. nunca lo había pasado tan mal… era mi primer amor y me falló porque solo me hablaban de que cuando estaba conmigo me ponía cuernos todos los sábados, cuando por las tardes estábamos tan bien..
No entiendo qué hice para que me fallara.
Llegó mi cumpleaños. Un año desde la aparición en mi vida.
Empezó a insultarme, siempre que hablábamos me trataba mal y yo sufría mucho.
Volvimos. Sí, a pesar de todo, volví con él porque tenía la mínima esperanza que no fuera verdad, pero hoy que ya estamos en mayo de 2014 ya comprendo por qué volví con él.
Porque sólo quería ponerle su propia medicina.
Aunque no sea verdad, que aun Dios lo sabe… Yo le pongo los cuernos. Solo flirteo con los demás. Estoy decidida a hacerle daño.

5 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.